¿Cuál es la diferencia entre SEO y marketing de contenidos?

La optimización en buscadores (SEO) y el marketing de contenidos son dos términos clave del marketing digital que a veces se confunden entre sí. Ambos desempeñan papeles cruciales pero diferentes para el marketing digital de tu página web.

Este artículo explorará la diferencia entre el SEO y el marketing de contenidos, centrándose en los objetivos de cada actividad y en cómo se logran, además de proporcionar ejemplos de los mismos.

Optimización de tu sitio para Google

El aumento de la importancia del SEO en los últimos veinte años es un resultado directo de los cambios en los hábitos de compra de los consumidores provocados por Internet. El motor de búsqueda de Google recibe alrededor de 2 billones de búsquedas al año. Utilizar los motores de búsqueda para encontrar lo que queremos es una parte tan importante de la vida moderna, que en el Diccionario de Inglés de Oxford se encuentra "to Google" como verbo. Una de las diferencias más importantes entre el SEO y el marketing de contenidos se reduce al propósito.

El SEO consiste en conseguir el mayor número posible de visitantes adecuados de los resultados no pagados de los motores de búsqueda en tu sitio web. Nos referimos a aquellos que serán los más propensos a comprar y utilizar tus productos y servicios. La mejor manera de lograrlo es conseguir los primeros puestos para las frases o términos que estos clientes utilizan en los motores de búsqueda. Los primeros resultados de la primera página de resultados son los que obtienen la mayor parte de los clics, por eso el SEO se ha convertido en una parte tan importante del marketing moderno.

SEO con rankingCoach de IONOS

Mejora tu posicionamiento en Google optimizando tu página web, ¡sin conocimientos previos!

Simple
A medida
Asistencia 24/7

El SEO como canal de marketing

El enfoque único del SEO para atraer clientes a un sitio o negocio es la razón por la que nos referimos a él como un canal de marketing. El propósito de cualquier canal de marketing es funcionar como un medio de comunicación con los clientes. Otros canales de marketing digital muy conocidos son:

Es importante señalar que el canal es el SEO, no los motores de búsqueda, por dos razones: en primer lugar, los motores de búsqueda desempeñan un papel crucial en la comercialización a través de otros canales, especialmente el marketing en buscadores (SEM). En segundo lugar, los motores de búsqueda pueden ser el lugar donde los clientes encuentran un sitio, pero es la optimización de los motores de búsqueda lo que hace que un sitio se encuentre en los resultados orgánicos. Si tu sitio web no está optimizado correctamente, es posible que los motores de búsqueda como Google no lo encuentren y no lo incluyan en sus resultados.

SEO, optimización del sitio y del contenido

El SEO suele consistir en la optimización de dos áreas. Primero, optimizar un sitio suele significar mejorar su configuración técnica, reducir los tiempos de carga y el tamaño de las imágenes, o presentar un mapa del sitio. Básicamente, asegurarse de que es lo más fácil posible para los motores de búsqueda escanear y encontrar el contenido del sitio web. Después hay que pensar en el SEO en términos de optimización del contenido. Se trata de asegurarse de que tu contenido se clasifique lo más alto posible para las palabras clave que utiliza tu público objetivo. Lo que el propietario del sitio web quiere hacer con estos clics depende de la estrategia que motive a su SEO.

Por ejemplo, alguien que utiliza la estrategia de marketing directo podría utilizar una estrategia de contenido SEO para dirigirse a frases de palabras clave específicas que los clientes utilizan para comprar un producto. Los resultados orgánicos más destacados para el término "comprar flores" en el sitio (sin anuncios escritos por ellos) conducen todos a sitios de comercio electrónico que venden flores porque los propietarios de estos sitios han optimizado su contenido para que aparezca en los resultados de las consultas que la gente utiliza para encontrar y comprar flores online.

Pero utilizamos los motores de búsqueda para mucho más que para comprar productos, también los utilizamos para investigar y aprender. Los resultados en los que queremos que aparezca nuestro sitio dependen de la estrategia de marketing que estemos utilizando. Como verás, al hacer marketing de contenidos, las palabras clave a las que nos dirigimos pueden ser muy diferentes a las utilizadas para el comercio electrónico.

Consejo

¿Quieres asegurarte de que estás haciendo todo lo posible para que tu sitio web se encuentre en los resultados de Google?  Prueba ahora nuestro comprobador de visibilidad online gratuito.    

Crea interacciones con el marketing de contenidos

Mientras que el SEO consiste en conseguir clics en los resultados orgánicos, la estrategia de marketing de contenidos se centra en construir una relación con los clientes, creando engagement con el contenido escrito, los vídeos, las imágenes y las publicaciones en las redes sociales. En comparación con una estrategia de marketing directo, los objetivos del marketing de contenidos suelen ser menos alcanzables u obvios. Pueden ser el establecimiento de una marca o la construcción de la autoridad de un sitio en áreas específicas relacionadas con su industria.

Un gran ejemplo de marketing de contenidos de la época anterior a Internet es el Libro Guinness de los récords. Comenzó como una promoción de la empresa cervecera Guinness. El libro se imaginó en un principio como una forma de crear contenido interesante que diera lugar a una gran conversación en el bar. El libro ha desempeñado un papel importante en la conversión de la empresa en una gran marca internacional al apelar a los intereses de los consumidores y alimentar la conversación, elementos fundamentales del marketing de contenidos.

Para proteger tu privacidad, el vídeo se cargará tras hacer clic.

El marketing moderno de contenidos y las marcas

En la era del marketing digital, el marketing de contenidos online es una progresión con respecto al antiguo patrocinio y la publicidad televisiva de la era anterior a Internet. Las grandes marcas, que antes se promocionaban con anuncios de televisión y patrocinio, pueden comprar los derechos para mostrar ellos mismos estos eventos. Luego pueden convertir esta cobertura de eventos en contenido que pueden compartir en sus canales.

Red Bull es un gran ejemplo de una marca importante que utiliza bien el marketing de contenidos en la era de Internet. Crean regularmente contenidos multimedia interesantes sobre temas atractivos, desde la cobertura de los deportes electrónicos hasta conferencias y debates con leyendas de la música, como Iggy Pop, y artistas contemporáneos como ST. Vincent. Compartir estos contenidos interesantes en sus canales genera relaciones e interacciones con los usuarios y hace que su marca parezca fresca y cool, atrayendo el valor principal de su grupo demográfico de gente más jóven.

Crear contenidos interesantes que no estén directamente relacionados con la venta de productos es también una forma crucial de conseguir seguidores en Internet. Cuando los consumidores se suscriben a los canales de redes sociales de una marca, crean un valioso canal directo entre ellos y esa marca. Este canal solo permanece abierto mientras el consumidor está interesado. Esta es una razón clave por la que el marketing de contenidos se ha vuelto tan importante.

Los clientes no permanecerán suscritos a un canal comercial que solo consiste en la promoción de productos durante mucho tiempo. El marketing de contenidos mantiene el interés de los consumidores para que se comprometan y sean receptivos a las ofertas ocasionales. Igualmente importante es que el marketing de contenidos construye una relación con los clientes que puede conducir a una lealtad de marca duradera.

Para proteger tu privacidad, el vídeo se cargará tras hacer clic.

Consejo

Para las pequeñas empresas que quieren trabajar en la construcción de su marca, las funciones de seguimiento de la marca de rankingCoach pueden ser muy útiles. 

Marketing de contenidos para pequeñas empresas

Muchas pequeñas empresas utilizan el marketing de contenidos como forma de ser encontradas por los clientes. Estas empresas no tienen el presupuesto o los seguidores para hacer marketing de contenidos como las grandes marcas. En su lugar, las pequeñas empresas tienden a hacer marketing de contenidos de una manera que aprovecha el poder de Internet como herramienta de descubrimiento e investigación.

Los consumidores no solo utilizan Internet para encontrar lo que quieren comprar, sino también para resolver problemas y encontrar nuevos temas y contenidos interesantes. Muchas estrategias de marketing de contenidos se basan en este importante hecho y crean contenidos útiles e interesantes que enlazan con su marca pero que no están directamente orientados a la venta. A continuación, colocan este contenido en los canales con los que se toparán los consumidores, como los motores de búsqueda, las redes sociales y Youtube. Los clientes que se encuentran con una marca que comparte contenidos interesantes y útiles se llevarán una buena primera impresión de ella.

Si el contenido interesante está bien orientado, es casi inevitable obtener una buena cantidad de tráfico, ya que los que disfrutan del contenido serán muy propensos a comprobar los productos y servicios de una empresa.

Muchas estrategias de marketing de contenidos también aprovechan la afición de la gente a compartir con sus amigos los contenidos que les gustan. Un gran ejemplo de esto en la práctica es el vídeo de Blendtec Will It Blend? Esta empresa que vende licuadoras crea periódicamente vídeos totalmente disparatados en los que introducen cualquier cosa en uno de sus aparatos para ver qué ocurre cuando se activa la licuadora. Parte del éxito de estos vídeos se debe a que el estilo cómico y anárquico de los experimentos, combinado con la demostración de la solidez de los productos de la empresa, atrae a los consumidores. Estos vídeos han sido vistos por millones de internautas y muchos los han compartido con sus amigos.

Una estrategia de marketing de contenidos bien pensada puede garantizar que tu audiencia amplíe drásticamente el alcance de sus contenidos por ti. Esta serie de vídeos extravagantes ha construido por sí sola la marca de la empresa y le ha reportado muchas ventas, ya que muchas personas que disfrutaron viendo sus vídeos decidieron convertirse en clientes.

Para proteger tu privacidad, el vídeo se cargará tras hacer clic.

¿En qué se parecen el marketing de contenidos y el SEO?

El SEO suele ir de la mano del marketing de contenidos. Encontramos muchos vídeos en Youtube utilizando la barra de búsqueda y son las palabras clave de los vídeos las que hacen que se puedan descubrir en Youtube. Mediante el uso de estrategias de palabras clave de SEO, los vendedores maximizan el alcance de estos videos. También hace que estos videos sean descubiertos en los motores de búsqueda. De hecho, Youtube es propiedad de Google y funciona como un motor de búsqueda para los vídeos.

Las herramientas de palabras clave que los profesionales del marketing digital utilizan para encontrar las palabras clave más valiosas para el SEO también pueden utilizarse para encontrar grandes temas para el marketing de contenidos. Los motores de búsqueda son una importante herramienta de investigación y descubrimiento para los consumidores modernos. Todos los utilizamos como herramientas para resolver nuestros problemas.

Los profesionales del marketing pueden realizar una investigación de palabras clave en los motores de búsqueda para encontrar preguntas y problemas que los clientes puedan tener relacionados con sus productos y, a continuación, crear contenidos para resolver estos problemas. Este contenido puede adoptar la forma de artículos de blog informativos o instructivos optimizados con SEO o vídeos optimizados con palabras clave que lleven a los clientes potenciales de vuelta al sitio del propietario del contenido.

Un gran ejemplo de esto en acción es el tutorial informativo de Bere Casillas creador del canal de Elegancia 2.0 en Youtube sobre "cómo planchar una camisa". Este vídeo tiene en cuenta que una media de 1000 personas en España "como planchar una camisa”  (según la herramienta de búsqueda de palabras clave de rankingCoach). Bere Casillas  ha creado un vídeo tutorial sencillo pero bien producido que responde a esta pregunta. El vídeo tiene miles de visitas de personas que buscan mejorar su técnica de planchado. Algunos de estos espectadores se familiarizarán con la marca y comprarán alguno de los productos que se vinculan de forma crucial en la descripción del vídeo.

Para proteger tu privacidad, el vídeo se cargará tras hacer clic.

Conclusión: SEO vs Marketing de Contenido

Algunas personas tienden a confundir el SEO y el marketing de contenidos porque el marketing de contenidos a veces utiliza herramientas y técnicas de SEO, especialmente cuando se trata de crear contenido informativo diseñado para ser descubierto por los clientes a través de los motores de búsqueda. Estos son dos conceptos importantes que hay que conocer y entender cuando se trata de marketing digital.

El objetivo del SEO es principalmente maximizar el número de clics que un sitio web obtiene desde los motores de búsqueda mediante la optimización de su configuración y contenido, mientras que el marketing de contenidos es una estrategia de marketing que utiliza varios canales para satisfacer las necesidades, los intereses y la curiosidad de los consumidores.

El marketing de contenidos es una herramienta crucial para desarrollar una marca y una comunidad de suscriptores online. Lo más importante es recordar que el SEO y el marketing de contenidos son complementarios y que, para maximizar tus posibilidades de éxito en Internet, lo mejor es combinarlos.

Crea tu página web con IONOS

Con asesor personal incluido, IONOS MyWebsite es la solución completa para una página web profesional.

Certificado SSL
Dominio gratis
Asistencia 24/7

¡No te vayas! ¡Tenemos algo para ti!
Consigue tu dominio .es un año gratis.

Introduce el dominio que deseas en la barra de búsqueda para comprobar su disponibilidad.
12 meses desde 0€/año IVA incl.
después 10 €/año IVA incl.