Ventajas del cloud computing

El cloud computing ha revolucionado la forma en que las empresas utilizan el sistema informático. El hardware ya no se compra ni se explota en la empresa. En su lugar, se utilizan modelos XaaS (X-as-a-service): los servicios informáticos se alquilan sobre la base de hardware y de sistemas operativos virtualizados. El cloud computing hace posible el almacenamiento y el procesamiento de datos, así como el alojamiento de aplicaciones e interfaces. En definitiva, el cloud computing ofrece muchas ventajas, pero también tiene algunas desventajas.

Hosting Nextcloud administrado

Hosting Nextcloud administrado es el almacenamiento cloud inteligente para equipos. Con dominio propio, se puede ampliar con herramientas.

Conforme al RGPD
Soporte 24/7
Data center en UE

Ventajas del cloud computing en economía

Para muchas organizaciones, las ventajas inmediatas del cloud computing son económicas. También hay otras ventajas, las cuales comentaremos a continuación. Siempre es recomendable sopesar los pros y los contras del uso de la nube. Al considerar las ventajas económicas, hay que distinguir entre el uso de una nube pública y una nube privada. La primera puede utilizarse inmediatamente sin grandes costes de adquisición. La segunda, por otro lado, requiere una inversión para crear estructuras propias.

Mejores productos y servicios

Para la mayoría de las empresas, la tecnología es un medio para conseguir un fin. Los productos y servicios reales no suelen ser de naturaleza tecnológica. Para estas empresas, lo ideal es que la tecnología se vuelva invisible. La nube hace que esto sea posible.

El uso del cloud computing permite a las empresas prestar menos atención a los aspectos técnicos. De esta forma, todo el esfuerzo puede aplicarse a las tareas principales de la empresa. Esto se traduce en mejores productos y servicios y en una mayor eficiencia. Una mayor proporción de los recursos utilizados contribuye directamente al éxito.

Imagina una gran cadena de panaderías. Puede necesitar capacidad informática para la logística, las ventas, el marketing, etc. En lugar de operar sus propios servidores o centros de datos, el uso de recursos en la nube puede ser una buena opción. La excepción son las empresas dedicadas a la tecnología. Para estas, puede ser positivo construir y operar sus propios recursos. Aun así, las soluciones de nube privada también pueden ser atractivas hoy en día.

Mayor flexibilidad

El uso del cloud computing permite mayor flexibilidad. La infraestructura informática necesaria está disponible de inmediato y puede ampliarse según las necesidades. De esta forma es sencillo actuar inmediatamente ante las posibles mejoras y riesgos. Tradicionalmente, las inversiones en infraestructura informática en una empresa llevaban a un nuevo estado tecnológico permanente. Esto se mantuvo durante bastante tiempo, ya que había que hacer grandes inversiones para implementar los nuevos avances de la tecnología.

El cloud computing permite aplicar más rápidamente los cambios. Las empresas pueden adaptarse al mercado sin tener que planificar, aprobar y construir infraestructuras. Con la eliminación de estos procesos largos y costosos, la tecnología sirve directamente a la aplicación de la estrategia.

Costes más bajos

El uso del cloud computing suele reducir costes. Esto se debe a que la adquisición y el funcionamiento de la infraestructura informática se eliminan en gran medida. Solo es necesario adquirir “clientes ligeros” para los empleados. En la mayoría de los casos, cualquier dispositivo moderno con un navegador web es suficiente. El ahorro de hardware propio va acompañado de una racionalización del personal informático. Además, el enfoque se aleja del mantenimiento y de la tecnología de red para centrarse en un apoyo más directo a los empleados.

Los servicios en la nube aumentan según la carga. Por lo tanto, no es necesario mantener el exceso de capacidad de la empresa. Tanto si se alquilan servidores adicionales como si se aumentan los existentes, todo esto se hace automáticamente o con un clic. El uso del cloud computing es especialmente atractivo para las empresas nuevas. Ahorrar en su propio hardware reduce el capital inicial necesario. Una empresa nueva puede alquilar inicialmente infraestructuras y servicios a pequeña escala. A medida que la empresa crece, los servicios adquiridos pueden ampliarse.

Más sostenibilidad

Cuando se utiliza al máximo, el cloud computing aporta también sostenibilidad. Compartir grandes centros de datos en la nube es más eficiente que gestionar centros de datos individuales en empresas concretas.

Los grandes centros de datos tienen mejores opciones para la gestión del calor residual y la generación de energía in situ. Como ejemplo podemos considerar los centros de datos de Islandia que utilizan energía geotérmica. También resulta más fácil reciclar los equipos antiguos cuando se adquiere un hardware nuevo. En general, el uso de la virtualización reduce la necesidad de dispositivos individuales.

Hosting Nextcloud administrado

Hosting Nextcloud administrado es el almacenamiento cloud inteligente para equipos. Con dominio propio, se puede ampliar con herramientas.

Conforme al RGPD
Soporte 24/7
Data center en UE

Ventajas del cloud computing en organización

Las ventajas económicas conseguidas mediante el uso del cloud computing se aplican a toda la empresa. Pero también hay muchos beneficios dentro en la organización. La tecnología digital es la columna vertebral de la comunicación y el intercambio de datos en la empresa. El cloud computing permite a los departamentos y empleados trabajar juntos de forma más rápida, fiable y sencilla.

Gestión consistente de los datos

Con el cloud computing, las organizaciones intentan lograr una gestión consistente de los datos. El término “datos” lleva años en boca de todos en la política y las empresas. Los responsables de la toma de decisiones a menudo asumen erróneamente que más datos conducen automáticamente a más beneficios. Sin embargo, los datos solo son útiles si se gestionan con sensatez. De lo contrario, te encontrarás con un montón de datos no tan útiles. Sin una gestión sensata, los datos son más una carga que un beneficio.

El uso inteligente del cloud computing ayuda a aplicar soluciones uniformes en toda la empresa para almacenar y evaluar datos. Por el contrario, el uso de soluciones orgánicas aisladas puede conducir fácilmente al caos. Los diferentes enfoques de gestión de datos utilizados en paralelo tienden a acumular grandes cantidades de dark data. Estos datos, que existen fuera de los sistemas y procesos previstos, son un lastre.

En gran parte, se utilizan formatos basados en la web, interfaces de usuario y API para gestionar los datos en la nube. Estos suelen basarse en interfaces abiertas. De esta forma, queda más claro qué datos se encuentran en cada lugar y cómo se accede a ellos. Sin embargo, para una gestión óptima de los datos, es indispensable la participación de los empleados. Ninguna tecnología, por muy sofisticada que sea, puede sustituir a unos procesos bien definidos y a una buena documentación.

Mejor colaboración

Si los datos y servicios se alojan en la nube, el acceso suele ser a través de interfaces web. Esto facilita el acceso de los empleados que trabajen desde cualquier lugar. Ya sea el personal de campo, las personas que trabajan desde casa o los nómadas digitales, todos utilizan los mismos flujos de trabajo basados en la web y las herramientas con las que están familiarizados. Si es necesario, se puede utilizar una red privada virtual (VPN) propiedad de la empresa como opción intermedia.

La herramienta básica para acceder a los servicios basados en la nube es el navegador web. Solo se necesita un hardware sencillo para su funcionamiento, incluso una tablet puede ser suficiente. Los dispositivos móviles son más baratos, más fáciles de mantener y más portátiles que los ordenadores de sobremesa tradicionales. La mayoría de los datos se almacenan en la nube y no en el propio dispositivo. El almacenamiento en la nube suele crear backups automáticos y revisiones cuando los datos cambian. Esto reduce el riesgo de que los empleados provoquen sin querer la pérdida de información.

Ventajas del cloud computing en seguridad

La seguridad y la protección de datos son cuestiones importantes en la sociedad digitalizada. El uso de la nube suele ser ventajoso en este sentido. Sin embargo, precisamente esta idea es difícil de entender para mucha gente, porque la nube es “invisible”. ¿Dónde se encuentran exactamente los datos? Visto objetivamente, la nube ofrece numerosas ventajas en materia de seguridad y protección de datos. Como siempre en informática, se ha de tener en cuenta que “no existe la magia”. Las ventajas de la tecnología exigen que se utilice con atención y cuidado, también y especialmente cuando se trata del tema de seguridad en la nube.

Mayor seguridad de datos

Los datos se han convertido en un bien muy disputado. Los delincuentes se dedican a robar datos para utilizarlos de forma indebida o venderlos. Además de los usuarios afectados directamente, las empresas implicadas también pueden verse perjudicadas. Existen multas importantes, así como consecuencias legales. Muchas veces, la peor consecuencia es la pérdida de clientes, el ensuciar la imagen o la pérdida de confianza de los clientes debido a las filtraciones de datos y a los hackeos.

Los grandes proveedores de la nube utilizan recursos para protegerse de los hackers y otros atacantes. Utilizan sus departamentos con los mejores especialistas y la última tecnología, aspectos que una empresa pequeña no puede alcanzar. Otra ventaja del uso de la nube es la estandarización y certificación de los sistemas utilizados. Si se construye una infraestructura propia, hay que certificarla de forma muy costosa. Esto dificulta los ajustes posteriores del sistema, ya que puede ser necesario repetir el proceso de certificación.

Mejor cumplimiento de la protección de datos

Dado que los datos son invisibles, la protección de los mismos suele ser un tema difícil. La empresa es siempre responsable de proteger los datos recogidos. Las mejores formas se basan en incorporar la protección de datos a las estructuras desde el principio. Un objetivo loable, pero un gran trabajo para una sola empresa. Es más fácil confiar en los sistemas de nube establecidos.

Los sistemas de los proveedores de la nube están certificados según las normas oficiales. Los proveedores hacen todo lo posible para garantizar el cumplimiento de la normativa, con su propio departamento jurídico y expertos en tecnología y seguridad. Esto garantiza un alto grado de fiabilidad.

Disaster recovery más fiable

En informática, el término “disaster recovery” se refiere a un proceso de rescate: si ocurre una catástrofe, ¿cómo se vuelve al estado original? Con la nube, el disaster recovery suele ser más fácil, rápido y barato. Lo que antes solo era posible para las grandes empresas, está ahora al alcance del público en general.

Los proveedores de la nube se basan en sistemas distribuidos globalmente. Los datos y servicios están disponibles en varias copias. Esto significa que no hay un “punto único de fallo”, es decir, no hay un talón de Aquiles que acabe con todo el sistema. Así, aunque un servidor o centro de datos falle, no suele haber una pérdida permanente de datos o capacidad.

La escalabilidad intrínseca de los servicios en la nube permite responder rápidamente a los fallos. Los backups integrados en la infraestructura permiten restaurar los datos.

Ventajas del cloud computing en tecnología

Además de los aspectos en economía y organización ya mencionados, también existen ventajas puramente tecnológicas. En última instancia, la nube se basa en el progreso tecnológico. Así, las tecnologías utilizadas determinan también las oportunidades.

Gestión optimizada del big data

La gestión de big data plantea serios retos a las organizaciones. Cuando hablamos de big data, hablamos efectivamente de grandes cantidades de datos. Puede tratarse fácilmente de un petabyte (miles de terabytes) o más. El cloud computing ofrece muchas ventajas en estos casos.

Capturar, almacenar, procesar y recuperar grandes cantidades de datos requiere una infraestructura especial. La puesta en marcha de este sistema es muy costosa para una empresa. En muchos casos, resulta más atractivo utilizar las soluciones XaaS existentes de los grandes proveedores. Una característica del big data es que a menudo integra grandes cantidades de datos en poco tiempo. Por ello, es muy importante poder aumentar fácilmente las capacidades de almacenamiento y computación. Esto solo suele ser posible con soluciones en la nube.

Mejor DevOps

En los proyectos de desarrollo modernos interviene otro tipo de especialistas, además de los programadores y los gestores de proyectos: los llamados ingenieros de DevOps. El objetivo principal de los DevOps es proporcionar y mantener en funcionamiento las estructuras para el desarrollo y funcionamiento del software. El uso de tecnologías en la nube es fundamental para ello.

El desarrollo del cloud computing tuvo lugar junto a la fusión de enfoques para su desarrollo e implantación. Sobre todo, se hizo hincapié en la virtualización basada en contenedores. De esta forma, el software se desarrolla en un entorno local y posteriormente se ejecuta en un sistema distribuido en la nube. Las tecnologías básicas son similares en ambos casos. Con la nube, sin embargo, los enfoques se vuelven más potentes y, sobre todo, pueden ampliarse.

Los desarrolladores apasionados suelen querer utilizar las últimas tecnologías para sus proyectos. Sin embargo, tradicionalmente el obstáculo era que primero había que crear las estructuras necesarias dentro de la empresa. Este obstáculo desaparece en gran medida cuando se utiliza la nube. Esta facilita que las empresas estén al día. Se trata de una ventaja atractiva que ayuda a acelerar los proyectos de desarrollo y a atraer talentos.

Private Cloud powered by Vmware

Con la Private Cloud de IONOS, disfrutarás de todas las ventajas de un entorno en la nube con nuestros data centers de alto rendimiento con certificación ISO.

Seguro
Económico
Flexible

¿Qué desventajas tiene el cloud computing?

Como toda innovación tecnológica, el cloud computing también tiene desventajas. Si los servicios y la infraestructura son alquilados y no explotados por la propia empresa, existe una dependencia de los proveedores implicados. Para las empresas centradas en productos técnicos, la pérdida de control que esto supone puede no ser beneficiosa.

Hasta cierto punto, los enfoques vendor lock-in protegen contra la temida “infrastructure as code”. Esto significa que sigue siendo posible cambiar de proveedor o pasar a la propia nube privada. En las llamadas nubes múltiples y nubes híbridas, los sistemas y los datos se distribuyen en varias nubes privadas y nubes públicas. Esto ayuda a reducir la dependencia de los proveedores individuales y a mantener la soberanía sobre los propios datos.

El cloud computing proporciona a las empresas un nivel de flexibilidad sin precedentes. Sin embargo, seguir el ritmo del desarrollo tecnológico también genera una gran presión. Se añaden constantemente nuevos métodos y enfoques. La tecnología que se utiliza hoy en día puede quedar obsoleta después de unos pocos años.


¡No te vayas! ¡Tenemos algo para ti!
Consigue tu dominio .es un año gratis.

Introduce el dominio que deseas en la barra de búsqueda para comprobar su disponibilidad.
12 meses desde 0€/año IVA incl.
después 10 €/año IVA incl.