Dropshipping: ¿qué es el dropshipping?

El comportamiento del consumidor no se puede concebir sin tener en cuenta el comercio electrónico. Hace ya mucho tiempo que la venta por Internet y las tiendas online se han consolidado, por lo que no pueden seguir considerándose un “boom” o una “tendencia”. Hoy en día, los minoristas pueden vender productos por Internet como nunca y disponen de posibilidades casi inagotables. En cualquier caso, obviamente, este mercado está en constante desarrollo y siempre surgen novedades.

Una de esas novedades es el dropshipping. Este modelo de negocio nos permite vender productos por Internet sin contar con un almacén propio o tener que encargarnos personalmente del envío. A las tiendas en línea establecidas, esto puede parecerles una pérdida de control. Sin embargo, si tu idea es lanzar una tienda online nueva, el dropshipping puede ser la solución perfecta.

¿Qué es exactamente el dropshipping? ¿Qué productos son adecuados para este modelo? Y, ¿cuáles son los primeros pasos para implementarlo? Respondemos a todas estas preguntas en los siguientes apartados.

Dominios web baratos

Dominios tan originales como tus ideas.

Registra tu dominio con IONOS y disfruta de las funciones integrales que tenemos para ofrecerte.

Correo incluido
Certificado SSL
Asistencia 24/7

Dropshipping: definición

El término inglés “dropshipping” procede de la logística y significa “envío directo”. En el mundo del comercio electrónico, se trata de un tipo especial de distribución basado en un principio muy simple: una tienda online puede ofrecer y vender productos sin encargarse de almacenarlos ni de enviarlos por su cuenta. Así, el dropshipping es tan fácil de explicar como revolucionario. Si analizamos sus características, la definición del dropshipping se contrapone por completo a la de un minorista tradicional, que compra los productos en grandes cantidades en diferentes órganos de distribución, los almacena y, por supuesto, también se encarga de entregarlos, ya sea desde una tienda física o por Internet.

Hay tres partes involucradas en el dropshipping:

  • Cliente
  • Vendedor
  • Mayorista o fabricante
Nota

Para el cliente, no hay ninguna diferencia entre comprar en una tienda online tradicional o en una que utilice dropshipping. Por lo general, ni siquiera sabrá si realiza el pedido a un distribuidor directo o a un intermediario. El resultado es prácticamente el mismo para el usuario final en ambos casos.

¿En qué consiste el dropshipping?

La mejor manera de entender cómo funciona el dropshipping es observar sus diferentes pasos:

  1. El cliente realiza el pedido de los artículos en la tienda online.
  2. En segundo lugar, la tienda online solicita los productos de los que consta el pedido del cliente a un mayorista o fabricante colaborador.
  3. Finalmente, el fabricante o mayorista realiza el envío o “entrega” la mercancía directamente al cliente.

Una tienda online con dropshipping actúa como una especie de intermediario. Los clientes pueden pedirle artículos y productos. Tan pronto como la tienda online recibe el pago, esta reenvía el pedido a un mayorista o fabricante, que se encarga del resto del proceso.

¿Qué ventajas e inconvenientes tiene el dropshipping?

Los clientes de una tienda online con dropshipping apenas notarán la diferencia con una tienda online tradicional, al menos al realizar el pedido, ya que estas tiendas reaccionan de inmediato en cuanto reciben el pago. Al pagar con tarjeta de crédito o PayPal, la respuesta se produce casi a la vez que el pedido. Si pagas por transferencia bancaria o similar, tendrás que esperar los dos o tres días hábiles que el banco necesita para este proceso. Por lo general, los minoristas en línea con dropshipping solo solicitan el pedido al mayorista o fabricante una vez que han recibido el pago. De lo contrario, cabe el riesgo de que los productos se envíen sin haberse cobrado.

Por definición, el dropshipping conlleva numerosas ventajas para el minorista. Asimismo, ofrece algunas ventajas a los fabricantes y mayoristas, ya que les permite concentrarse exclusivamente en el envío de los pedidos. Estos tampoco requieren conocimientos de eCommerce y no tienen que promocionarse en un mercado muy cambiante ni preocuparse por internacionalizar su oferta. De esta manera, pueden centrarse solamente en los productos, el envío y las devoluciones.

Probablemente, la mayor ventaja del dropshipping desde el punto de vista del operador de la tienda es que le permite acceder fácilmente al comercio electrónico. De lo contrario, se requiere un alto capital inicial, pues el inventario debe estar en stock para procesar los pedidos de los clientes rápidamente. Además, si el inventario no se vendiese, es el comerciante el que se lo acaba quedando. Todo esto se evita con el dropshipping: los distribuidores no tienen que preocuparse por la compra de bienes, los costes de almacenamiento o las primas de seguros. Si un producto se vende mal o no se vende, basta con retirarlo de la gama ofertada. Esto hace que crear un plan de empresa sea mucho más fácil.

Además, las tiendas online con dropshipping pueden incrementar las ventas gracias a la posibilidad de ofrecer una variedad casi infinita de productos. Las tiendas online con un catálogo extenso resultan más atractivas para los clientes. Otra ventaja es la independencia de la ubicación, pues el lugar no tiene importancia a la hora de establecer la sede de la empresa o la administración de la tienda. Solo se necesita una buena conexión a Internet. Por ello, el dropshipping es perfecto para los nómadas digitales que prefieren trabajar desde cualquier parte del mundo.

Al margen de estas ventajas, el dropshipping también tiene algunos inconvenientes. En este caso, los minoristas en línea no influyen en absoluto en los factores decisivos de la experiencia del cliente y deben confiar plenamente en sus colaboradores en todos los aspectos, desde el envío hasta la calidad de la mercancía solicitada, pasando por el proceso de devolución. Si algo sale mal en algún momento, la tienda online es responsable de cara al cliente, incluso si el fallo fue cometido por el mayorista o fabricante. La reputación de una marca y la confianza que los clientes depositan en ella crecen a paso lento, pero pueden hundirse rápidamente debido al descuido de un tercero. El riesgo es mayor si no se analizan los mayoristas y fabricantes antes de trabajar con ellos. Asimismo, vender productos defectuosos o falsificados en una tienda online también puede acarrear consecuencias negativas.

Además, la gran ventaja de no tener un inventario propio puede ser también un gran inconveniente. Con el dropshipping, el fabricante o mayorista proporciona su inventario a varias tiendas online, lo que significa que los artículos pueden agotarse antes de que la tienda online que los solicite sea informada. Esto, a su vez, conlleva más trabajo, ya que todos los clientes que hayan pedido ese artículo deberán ser informados inmediatamente del retraso.

Tiendas Online de IONOS

¿Quieres crear una tienda online?  ¿No tienes ninguna experiencia y quieres llevar tu negocio online rápida y fácilmente? No busques más, ¡Tiendas Online es la solución que necesitas!

Certificado SSL
Dominio gratis
Asistencia 24/7

Por último, también el proceso de envío puede tener inconvenientes. Si un cliente pide diferentes productos, aunque procedan de diferentes fabricantes y mayoristas, espera un solo envío. Sin embargo, con el dropshipping, un pedido de este tipo suele entregarse en diferentes paquetes con diferentes servicios de entrega, así como distintos plazos y costes de envío.

Consejo

Comunicarse de manera abierta y transparente con los clientes, teniendo en cuenta desde la descripción del producto en la página hasta el envío de correos electrónicos, es fundamental para compensar los puntos débiles del dropshipping.

¿Cuáles son los principales ámbitos de aplicación del dropshipping?

Tras sopesar las ventajas e inconvenientes, destacan tres ámbitos de aplicación principales para el dropshipping:

  1. En una tienda online independiente.
  2. En plataformas de comercio por Internet como Amazon o eBay, lo que tiene la ventaja de poder recurrir a una gran base de clientes, pero también el inconveniente de que la propia plataforma establece las reglas.
  3. En las tiendas físicas, en ambos lados: como minorista que vende sus productos por Internet a través del dropshipping o como operador de una tienda online que puede ofrecer productos más allá de su stock fijo.

¿Qué productos son más adecuados para el dropshipping?

Tras responder a la pregunta de qué es el dropshipping y cuáles son sus principales ventajas e inconvenientes, vamos a explicar para qué tipos de productos vale la pena este modelo de ventas.

Un primer aspecto que debe tenerse en cuenta a la hora de elegir un producto es que conviene evitar las devoluciones siempre que sea posible. Por esta razón, las prendas de ropa, a las que se asocia generalmente una tasa de devolución muy alta, no son realmente adecuadas para el dropshipping. En todo caso, puede hacerse una excepción si se acuerdan normas y condiciones homogéneas y favorables con los fabricantes y mayoristas de antemano.

En principio, los productos de suscripción son muy convenientes para todos los implicados, ya que dan más seguridad al proveedor a la hora de planificarse y permiten a los colaboradores anticipar los pedidos.

Los productos que, por definición, son productos nicho resultan particularmente adecuados para el dropshipping, porque con ellos la presión competitiva no es tan fuerte, la presión de los precios no es tan elevada y los costes de la optimización de motores de búsqueda son gestionables.

Si quieres beneficiarte del dropshipping, debes aprovechar al máximo las ventajas a tu alcance. Por lo tanto, los productos grandes y pesados son perfectos para esta forma de eCommerce, porque los fabricantes pueden enviarlos directamente a los clientes sin almacenamiento intermedio.

Social Buy Button con IONOS

¡lTransforma los likes de tus redes sociales en ventas! Llega a más clientes con la solución para venta en redes sociales, pensada para microempresarios.

Fácil de activar
Gestión ilimitada
Asistencia 24/7

Un tipo de productos que aún no se ha explotado demasiado son los productos digitales. En lugar de las capacidades de almacenamiento físico, el dropshipping pone a disposición las capacidades de servidores digitales que, tras la compra, se pueden utilizar para descargar ofertas digitales.

Consejo

Sean cuales sean los productos que ofrezca una tienda online con dropshipping, el minorista debe estar muy familiarizado tanto con ellos como con los correspondientes fabricantes y el grupo objetivo. Toda la información del producto debe presentarse de forma clara y completa en la tienda online. El nombre del producto, la descripción detallada y las imágenes son una parte tan importante de la presentación del producto como el precio de venta. Si es posible, también debería ofrecerse información sobre el tamaño, la forma y el peso del paquete.

Incluso cuando el dropshipping hace perder el control de buena parte de la experiencia del cliente, aún puedes influir mucho en ella si cuentas con una página de productos profesional. Incluir en la página web de la tienda online contenido de alta calidad ayuda a ganarse la confianza de los clientes. También ofrecer la mayor cantidad posible de opciones de pago sencillas facilita la realización de los pedidos. Por último, pero no menos importante, es fundamental una comunicación con el cliente fluida, rápida y orientada al servicio por canales como el correo electrónico, el chat en vivo en la página web o las redes sociales.

Primeros pasos para el dropshipping

El dropshipping es más adecuado para las personas con experiencia previa en comercio electrónico, quienes, por lo tanto, ya tienen conocimientos, contactos y cierta sensibilidad para las ventas por Internet. Sin embargo, si quieres comenzar poco a poco e ir evolucionando con la experiencia, te ofrecemos unas breves indicaciones para que puedas ponerte manos a la obra.

Elegir el producto adecuado

No es necesario realizar un estudio de mercado complejo para elegir el producto correcto. Si quieres probar el dropshipping, debes utilizar un tipo de productos con el que estés especialmente familiarizado y, si es posible, incluso estar en contacto con algún fabricante o mayorista.

Crear tu propia tienda

Hoy en día, para crear una tienda online no hace falta tener grandes conocimientos de programación. Gracias a las plantillas listas para usar, puedes configurar una página web en cuestión de minutos, incluso si no tienes experiencia. Existen muchos proveedores de sistemas modulares para páginas web y servicios CMS fáciles de entender y orientados al usuario, entre ellos IONOS. Por ejemplo, puedes solicitar el servicio Managed WordPress, una versión completamente supervisada del popular sistema de gestión de contenidos con hosting incluido.

Consejo

IONOS no ofrece ningún paquete de dropshipping. Sin embargo, los usuarios de WordPress con WooCommerce pueden implementar fácilmente esta opción en forma de plugin.

Registrar tu propio dominio

Contar con un dominio adecuado, incluido el entorno de alojamiento, también desempeña un papel importante. Hoy en día, registrar y configurar un dominio es extremadamente fácil y puede llevarse a cabo en pocos segundos. Así, puedes registrar un dominio y toda la infraestructura para tu propia tienda online con dropshipping con solo unos clics.

Contenido, marketing y servicio

Por supuesto, estos pasos no son garantía de éxito: una tienda online atractiva necesita más que una buena plantilla predefinida. Por ejemplo, se requieren imágenes de alta calidad y toda la información que animará al cliente a comprar. Si quieres promocionar tu tienda online, también debes buscar asesoramiento profesional, lo cual es mejor que comprar anuncios en Google o en redes sociales de forma aleatoria. Un buen servicio al cliente y una estrategia de redes sociales adecuada marcarán la diferencia: si no tienes experiencia, conviene que pidas ayuda a algún experto. Todos estos factores pueden ayudarte a crear una tienda online que logre los mejores resultados.

Vende en tu página web o desde tu blog

Convierte tu plataforma en una tienda en línea, ¡sin necesidad de una página web de eCommerce!

Cualquier CMS
App de eCommerce
Asistencia 24/7

¡No te vayas! ¡Tenemos algo para ti!
Consigue tu dominio .es un año gratis.

Introduce el dominio que deseas en la barra de búsqueda para comprobar su disponibilidad.
12 meses desde 0€/año IVA incl.
después 10 €/año IVA incl.